Accessibility

Worcester, Massachusetts

Premio RWJF Cultura de la Salud 2020-2021

English
A banner hangs on a solar light pole.

En Worcester, la determinación y un enfoque basado en datos numéricos construyen una ciudad más saludable y equitativa.

Los residentes de Worcester, Mass., dicen lo siguiente de su ciudad de 185.000 habitantes: “Tenemos agallas”.

Pese a circunstancias muy difíciles, el espíritu de resiliencia de Worcester ha ayudado a la ciudad a crecer y a prosperar. Tras los devastadores recortes al presupuesto de salud de la ciudad, que resultaron de la crisis financiera de 2008, residentes, líderes comunitarios, agencias gubernamentales y organizaciones de salud se apoyaron en esa resiliencia y aunaron esfuerzos para forjar un camino hacia el bienestar y las oportunidades para todos.

En 2013, El Departamento de Salud Pública de Worcester, el Centro Médico UMass Memorial y la Coalition for a Healthy Greater Worcester completaron el primer Plan Comunitario de Mejoras Sanitarias, o CHIP por su sigla en inglés. Como consecuencia de los esfuerzos de las comunidades latina y afroestadounidense de Worcester, esta fue una de las primeras iniciativas del país en comprometerse explícitamente con combatir el racismo estructural e institucional que abunda en muchos sistemas, entre ellos el alimenticio, de vivienda y medicina que impactan de forma directa la salud integral y el bienestar. 

Con el apoyo de la comunidad filantrópica y liderada por la fundación Greater Worcester Community Foundation, el programa CHIP puso en efecto una serie de iniciativas con la meta de construir una comunidad más equitativa. Entre ellas, incrementar el número de líderes comprometidos con la labor de combatir el racismo, la participación de profesionales del ramo de la salud en la atención de pacientes de culturas diversas en comunidades de escasos recursos en centros de salud comunitarios, la reducción de la violencia juvenil y los arrestos violentos, además de la creación de un programa de actividades recreativas en los meses de verano que fomenta el bienestar de los chicos a través de empleo juvenil y tres comidas diarias para los participantes. La YWCA local ha comprobado que es una entidad nacional líder en la lucha contra el racismo y en favor de la equidad de género, en tanto que Living dentro de la organización sin fin de lucro Freedom Together ha ayudado a los sobrevivientes del tráfico sexual a superar el abuso de sustancias mediante consejería y otros recursos. 

Si bien hay mucho aún por hacer en Worcester, todos lo saben. El administrador de la ciudad Ed Augustus dice que obtener el Premio Cultura de la Salud de la Fundación Robert Wood Johnson “es una gran forma de validar el trabajo que hace toda la comunidad”.

A young boy practices boxing.

Dzu Nguyen (derecha) practica el boxeo con el coordinador del Youth and Children's Boxing Group Steven Truong (izquierda) después de la escuela en la Southeast Asian Coalition, que ofrece servicios culturales y lingüísticos a los inmigrantes del Sudeste asiático en Worcester.

A woman wearing a colorful bracelet holds a small apple.

En YouthGrow, los adolescentes de Worcester cultivan vegetales que son luego vendidos en mercados móviles que sirven a vecindarios de escasos recursos.

A smiling barista fills a cup with coffee.

Angel Maldonado trabaja en Cafe Reyes, una restaurante cubano y taller de capacitación para hombres en el Hector Reyes House, un hogar de rehabilitación de Worcester para latinos.

 

El compromiso de la ciudad con la equidad no ha desfallecido desde 2013. Por ejemplo, a través del análisis de datos numéricos para identificar disparidades en el acceso a alimentos de alto valor nutritivo, Worcester creó mercados móviles que llevan alimentos frescos a zonas marginadas. Por otro lado, en respuesta a la crisis generada por el COVID-19, líderes de múltiples sectores crearon un grupo de trabajo que tomó acción para reducir el número de infecciones. Entre sus labores, una clínica móvil que visitó vecindarios con bajas tasas de vacunación. 

“Usamos nuestros recursos en donde los datos numéricos nos decían que se necesitaban”, dice Gina Plata-Niño, abogada de Community Legal Aid y voluntaria de Worcester Together Coalition, un grupo de apoyo creado para responder a la pandemia de COVID-19. Por su parte, traductores voluntarios de la Southeast Asian Coalition y otras organizaciones ayudaron a explicar los beneficios de las vacunas a los residentes no angloparlantes. 

En colaboración con investigadores locales, Worcester se ha centrado también en determinar cuáles son los factores sociales que redundan en la buena salud, y cuáles los detonantes que afectan el bienestar y resultan en disparidades entre la población. Por ejemplo, Laurie Ross, catedrática de Clark University en Worcester, examinó los datos relacionados con los arrestos de jóvenes en la ciudad y descubrió que un número significativo de estos era el resultado de jóvenes que asaltaban a otras personas en sus hogares. En 2015, Ross y la organización Worcester Youth Violence Prevention Initiative (Iniciativa de Prevención de la Violencia Juvenil de Worcester), una coalición formada por miembros del gobierno y de organizaciones sin fin de lucro, persuadió al fiscal de distrito de Worcester para que desvia a los jóvenes partícipes en estos asaltos hacia un programa clínico que suministra servicios de consejería para ellos y sus familias. La tasa de reincidencia ha bajado con este importante paso hacia el rompimiento del ciclo de encarcelamiento. 

La iniciativa para la prevención de la violencia también estableció que ser testigo de esta a una edad temprana, aumenta las posibilidades de que los jóvenes sean partícipes de un incidente violento más adelante. Hoy, valiéndose de trabajadores sociales, la ciudad ofrece servicios de apoyo emocional a víctimas de trauma menores de 10 años que son testigos de actos violentos menos de 72 horas después de que la policía recibe aviso.

Desde su creación, Worcester ha invertido más de $3 millones en este esfuerzo, con miras a prevenir la violencia juvenil. La labor ha resultado en una reducción del número de arrestos entre los jóvenes menores de 25 y una baja en su participación en incidentes con armas de fuego y cortopunzantes.

Read quote

​​“Usamos nuestros recursos en donde los datos numéricos nos decían que se necesitaban”.

—Gina Plata-Niño, abogada de Community Legal Aid

Worcester, Massachusetts

Worcester, Massachusetts

A woman holds her daughter's hand while carrying a plant.

Worcester, Massachusetts

Abundan los recursos para apoyar la salud de los residentes, manteniendo un espíritu de colaboración entre las instituciones
Abundan los recursos para apoyar la salud de los residentes, manteniendo un espíritu de colaboración entre las instituciones

Worcester, Massachusetts

Abundan los recursos para apoyar la salud de los residentes, manteniendo un espíritu de colaboración entre las instituciones

Con el objeto de lograr la meta de la ciudad de eliminar las barreras para lograr una buena salud integral y de construir sobre las bases de los logros de la iniciativa para la prevención de la violencia juvenil y otras, los autores del CHIP 2021 llevaron a cabo un análisis de los orígenes de la violencia. El plan busca entender factores cómo la inestabilidad de vivienda y la polución pueden afectar la buena salud.

“Planeamos llevar a cabo aún más trabajo valiéndonos de nuestras alianzas y asociaciones, pero esta vez lo haremos con una lente anti-racismo”, dijo Casey Burns, directora de la Coalition for a Healthy Greater Worcester.

Premio Cultura de la Salud de RWJF

El Premio Cultura de la Salud honra y eleva a las comunidades estadounidenses que trabajan al frente del avance de la salud, las oportunidades y la equidad para todos.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE EL PREMIO